Samsung no seguirá vendiendo pantallas a Apple

Pantalla iPad

No es ninguna sorpresa decir que las relaciones entre Samsung y Apple ya no son tan buenas como lo fueron en el pasado. Ambas compañías llevan meses enzarzadas en una dura lucha en los juzgados de diferentes países por temas de infracción de patentes, con victorias tanto para una como para otra.

La realidad es que estas rencillas, pueden acabar estropeando buenas relaciones en otros aspectos de las compañías. Hasta el momento, Samsung ha sido el mayor proveedor de paneles LCD para los productos de Apple, pero ahora Samsung Display (la división de Samsung que fabrica las pantallas) ha anunciado que el año próximo se acaba el contrato con Apple y que no lo renovarán, es decir, que no seguirán suministrando paneles LCD a Apple para sus productos.

Samsung dejará de ser el proveedor habitual de pantallas de Apple

La explicación que ha dado Samsung es que Apple fuerza la máquina para obtener los precios más económicos posibles. Esto hace que el margen de beneficio para los proveedores sea muy bajo y Samsung Display no quiere seguir manteniendo este tipo de relación. De todas formas, Apple ya ha estado tomando medidas y si durante la primera mitad del año había encargado unos 15 millones de pantallas LCD, durante el último trimestre los pedidos se han reducido hasta los 3 millones y no han realizado el pedido ni de una sola unidad para el rumoreado iPad Mini.

Este podría ser el primer paso de Apple para disminuir la dependencia que actualmente tiene con Samsung como proveedor de componentes. Gracias a ello, otras compañías podrían verse beneficiadas y obtener contratos con Apple que, aún dejando unos márgenes bastante escasos, les asegurarían una producción bastante grande y les ayudaría a crecer. Por el momento se sabe que TSMC será la encargada de fabricar un nuevo procesador de cuatro núcleos para Apple y que LG Display y Sharp recibirán más pedidos de pantallas LCD para los productos de Apple. Estas compañías, junto Japón Display, ya son las encargadas de fabricar los paneles LCD con los sensores táctiles integrados que Apple está utilizando en su iPhone 5 y podrían ser también los elegidos para fabricar los paneles para el iPad Mini.

iPhone 5 de Apple

Samsung, en cambio, podría estar empezando a trabajar para otros fabricantes y aumentando su producción para ellos. Clientes como Amazon o Samsung Electronic (aún siendo la misma marca, es una división completamente diferente), podrían ser los máximos beneficiados de la marcha de Apple como cliente de la compañía coreana.

Teniendo en cuenta la fuerte disminución de pedidos de la última parte del año, parece que Apple ya está alejándose de Samsung desde hace algún tiempo y que el anuncio que ha hecho la compañía no es sólo una ruptura por su parte, sino que ambas partes están de acuerdo en no seguir con la relación comercial.

Con estos datos, podemos decir que la batalla entre Samsung y Apple por el tema de las patentes y las copias de productos ha llegado a otro nivel. Ahora ya no habrá ningún tipo de relación cordial entre ambas compañías, la batalla se ha convertido en una auténtica guerra.

Vía | iMore

Leave a Reply